Topik Restaurant
Eixample Esquerra

Topik Restaurant

Visitamos Topik Restaurant del Chef Adelf Morales, uno de los restaurantes más conocidos de Barcelona por la buena relación calidad-precio de sus menús degustación, barra de ostras, sugerencias del día y platillos, algunos con toques orientales.

Topik Restaurant, cocina mediterránea con un toque nipón del Chef Adelf Morales en Barcelona

  • Nivel Yummy: **** / *****
  • Precio: €€€ / €€€€€
  • Dirección: Carrer de València, 199
  • Cómo Llegar: L1 L2 Universitat – FGC Provença
  • Teléfono: 934 51 09 23
  • Servicios: En Restaurante y Take Away

Cuando pregunté a mis compañeros qué tal era el restaurante Topik de Barcelona, muchos me comentaron que eran anti-influencers, anti-instagramers, anti-todo, ni siquiera me comentaron que tal su cocina. No me preocupó demasiado porque no me considero influencer ni cosas de ese estilo. Soy un bloggero gastronómico, en todo caso, y me da un poco igual lo que cada uno haga o piense. Me centro en su propuesta gastronómica.

Aunque no comparto lo que algunos “influencers”, con más cara que espalda, estén haciendo para joder a los que trabajamos y nos gusta la gastronomía (y que tanto tiempo, impuestos o dinero dedicamos a ello), ni tampoco lo que algunos restaurantes o cocineros dicen para descalificar nuestro trabajo generalizando a todos por igual.

Restaurante Topik
Restaurante Topik el sábado pasado con personas haciendo cola esperando para entrar en él.



Son famosos los titulares en medios de comunicación de la respuesta del restaurante Topik a unos influencers que querían comer gratis como: “La genial respuesta de un restaurante barcelonés a dos influencers que querían comer gratis” o”La aplaudida respuesta de un restaurante a unos influencers que querían comer gratis“.

A mí sinceramente que dos mataos con 15k vayan a un restaurante pidiendo comer gratis me la trae al pairo, más bien me da vergüenza ajena y ni siquiera haría falta titular. Aunque en la actual situación de restricciones entiendo el enfado, que vuelvo a decir, se resuelve con un “a pagar como todos”. Pero dejemos el tema que me caliento.

Restaurante Topik
Gente esperando para entrar en Topik Restaurant.

Escogí el restaurante Topik porque un amigo quería ir después de la buena experiencia que tuvieron sus padres. También porque llevo desde años siguiéndole por Instagram y viendo sus platos con atención (una red social muy útil). Pagué mi almuerzo con el salario de mi “trabajo real” y he dedicado unas 8 horas en tener este artículo: investigación, visita al restaurante, edición de fotos, redacción del artículo, revisiones y estructuración en WordPress.

Dicho esto, nos ponemos manos a la obra. El restaurante Topik o Topik Restaurant es el proyecto del chef Adelf Morales que abrió junto a su esposa, la interiorista Eva Mele. Estudió en la Escuela de Hostelería de Barcelona (ESHOB) y ha trabajado como cocinero en Martín Berasategui de Lasarte; Bodegón de Alejandro, en San Sebastián; Ca’Sento, en Valencia, Ca l’Isidre, en Barcelona, y Arzak en San Sebastián.

Restaurante Topik
Desde nuestra mesa en Topik Restaurant teníamos una panorámica 180 grados.

Posteriormente se fue a Italia para trabajar en AnticaOsteria del Ponte, en Milán, PierinoPenati, en Leco, y más tarde como jefe de cocina en el Casino de San Remo. También ha formado parte del restaurante Cinc Plats y me comentan que estuvo un tiempo en Japón, de ahí los toques orientales de sus platos y de su carta de sakes.

«La cocina es un conjunto de vivencias. Siempre intento recrear mis experiencias a partir del producto, que es la base de todo. Cuanto más lo respetes, mejor. Y no olvido la tradición, que es imprescindible para entender la cocina» Chef Adelf Morales.

Tiene un importante número de seguidores en perfiles sociales y es uno de los restaurantes más queridos y conocidos del Eixample. Es muy activo en Twitter e Instagram expresando su opinión sobre la actual pandemia y gestión política con mensajes como: “A alguien más le han llegado 2.000€ en forma de caridad esta semana por parte de la Generalitat? Que pasa, que quieren comprar nuestro voto con esta cifra ridícula? 2.000€ no nos llega ni para el alquiler #verguenza“.

Se consideran especialistas en atún, ostras, erizos, caza, arroces y sake; también se identifican como restaurante de gastronomía levantina-nipona en un local de ladrillo visto decorado con plantas. 

Restaurante Topik
Topik Restaurant apunto de cerrar con las mesas vaciándose.



Menú Degustación y Carta del restaurante Topik Barcelona: Precios y Platos

La carta del restaurante Topik es la protagonista actualmente. Durante nuestra visita también ofrecían un Menú Degustación de Caza por 90,00€, pero debido a la situación actual de COVID (puto virus) no ofrecían las otras propuestas de menú degustación. Me quedé con ganas de probar ese menú, pero a mi acompañante no le hacía gracia (aunque luego pedimos algunos platos de caza). 

Las sugerencias del día durante nuestra visita fueron las Kokotxas de bacalao con setas y curri verde; la Cuajada de foie, ceps y erizo de mar; el Pâté en croûte; la Croqueta de jabalí con salsa de curri de mandras; el Arroz de caza con trufa negra; y el Arroz cremoso de espardeñas. También ofrecen barra de ostras, tapitas, arroces, carnes, carta de sakes, etc.

Topik Restaurant Adelf Morales
La barra de ostras en el cierre. En nuestra visita no pedimos ostras ni erizos, tal vez a la próxima.

En tiempos libres de pandemia ofrecían un Menú Degustación por 40,00€ y un Menú Gastronómico por 50,00€. En su momento se hizo popularmente conocido por su excelente menú degustación a 35,00€. También ofrecen un Menú del día entre semana. Un amplio abanico para todos los gustos de las que os dejamos algunos ejemplos y su carta:

  • Algunas tapas a destacar: Dim Sum de Rabo de Vaca Vieja; Mini steak tartare con toque japonés; Chipirones rellenos de butifarra y sus patitas; Brochetas de langostino con mahonesa de curri; Tartar de ventresca de atún con erizo y huevas de salmón, etc.
  • Entre sus arroces: Arroz de erizo de mar; Arroz de erizo de mar y ortiguillas; Arroz de ceps y gambas rojas, etc.
  • Carnes: Rabo de buey al vino tinto del Priorat; Cochinillo de bellota cocinado 24 horas, etc.



Almuerzo para dos en Topik Restaurant de Barcelona

Llegamos puntuales al restaurante para el segundo turno de las 14.45h. Al ver tanta gente esperando para entrar decidí llamar y comentar que ya estaba en la puerta. Me dijeron que entrara, mi mesa ya estaba lista. Me dieron a elegir entre dos mesas y me quedé con la más iluminada. Revismos la carta y escogimos algunos platos a modo de entrantes y principales. Todo para compartir. La cocina estaba a tope y el restaurante también.

Para beber me dejé aconsejar por el camarero. Quería una cerveza y me ofreció la Cerveza The Goover Saison Milk Shake IPA y rica en matices. Cerveza refrescante y de final seco. No tardé en estar algo ebrio mientras esperabamos los platos. Lo que hace la edad.

Restaurante Topik Barcelona

Unos cuarenta minutos después de sentarnos llegó el primer plato, Canelón de pato, ceps y foie. Ya solo en la mesa el aroma te deja en el séptimo cielo. Después de esperar a que se enfriase, durante unos minutos, le hincamos el diente. El sabor del pato reinaba sin duda y tenía un ligero toque cremoso del foie. La textura es brutal. Por un suplemento extra tu canelón puede venir acompañado de trufa negra. Pero ya tendríamos trufa en los siguientes platos.

Restaurante Topik Barcelona

Restaurante Topik Barcelona

Después de ponerme largamente al día con mi “best friend” ya teníamos en la mesa los Dim Sum de Rabo de vaca vieja con caldo agridulce de setas. Unos dumplings muy propios de la fecha en la que visité el restaurante: el sábado 13 de febrero y segundo día del “Año nuevo chino del Buey”. La tradición manda comer dumplings para atraer a la suerte y a la fortuna por el parecido con los antiguos Yuanbao. Un tipo de lingote de oro y plata utilizados como moneda en la China imperial desde su fundación bajo la dinastía Qin (horas antes habíamos estado hablando de esto en el Instituto Confucio donde estudio chino-mandarín 中文).

Pues total, que yo he cumplido con su versión más gourmet para atraer a los millones hacia mi cuenta bancaria. El caldo era ligeramente dulce pero no agridulce. La oblea era crujiente y similar a los guotie chinos. Las setas son un plus, poco cocinadas y de textura crujiente. Para repetir.

Restaurante Topik Barcelona

Restaurante Topik Barcelona

Restaurant Topik Barcelona

Se hicieron esperar pero llegaron. Croquetas de pato a la pekinesa con una lámina de pepino por encima y una salsa con toques a la Hoisin. Vi volar por todas las mesas estas croquetas, os las recomiendo. Era como esperar tu paquete de amazon en la oficina y ver que reparten a todos menos a ti. Finalmente cuando llegaron nos dieron una alegría cuasi infantil. Pero bueno, que son croquetas. Muy ricas, que me enrollo. El plato empleado era precioso, ya lo he estado buscando para mi colección por internet.

Restaurant Topik Barcelona

Restaurant Topik Barcelona

El arroz llegó más rápido. Un Arroz de caza con trufa negra. Llevaba carne de jabalí glaseado, liebre y un fondo de huesos de ciervo y liebre. Sensacional y descarado. Poco hay que añadir, es un arroz con un tremendo sabor a caza, potente, fuerte y delicioso. Un plato de temporada brutal que formaba parte de las sugerencias del día. Tengo que aprender a cocinar arroces, mi gran reto. Me defiendo bien con ellos pero no a estos puntos tan sublimes. Agradezco a la camarera que me dejará hacer varias fotos mientras esperaba con todo el restaurante lleno.

Topik Restaurante Barcelona

Topik Restaurante Barcelona

Topik Restaurante Barcelona

El penúltimo plato, a la hora del cierre oficial, llegó para dejarnos boquiabiertos, Liebre a la Royal con finas láminas de trufa por encima. Una soberbia ejecución por parte del cocinero, pocos se traven con este plato. Este año me estoy poniendo las botas con la trufa, me va a salir por las orejas. Esta elaboración fue ideada en el siglo XVII en Francia para que el desdentado rey Luis XIV pudiera ingerirla. Este plato sigue en la órbita de las mejores cartas y menús.

Que decir de las versiones de los cocineros Paul Bocuse, Raymond Oliver, Alain Senderens o Joël Robuchon de este plato, o de la del chef catalán Joan Roca, sin ir más lejos, que la empleó como principal con frambuesa a la brasa, remolacha, ajo negro, cacao y destilado de tierra en su menú festival 2017 de El Celler de Can Roca y como principal nuevamente en su menú festival de 2019 a modo de trilogía de Liebre a la Royal en caldo; montadito de merengue de trufa, foie y guiso de liebre; y platillo de liebre con zanahoria y jengibre.

Si antes mencionaba que el arroz tenía un sabor fuerte y potente, este plato lo multiplicaba por 10. Era como un pequeño temblor en alguna isla del pacífico para luego recibir un exquisito tsunami al estilo Chef Amenabar. La carne estaba deshuesada, como debe ser, con una salsa muy pronunciada y elaborada con la misma sangre de la liebre. El toque de las delicadas y finas láminas de trufa negra de temporada fue pletórico. Debo aprender a laminar la trufa como Topik Restaurant, siempre desperdicio mucha cantidad. En la foto veis la mitad de la ración del plato, ya que lo dividieron para compartirlo entre dos.

Topik Barcelona cocina meditarránea

Topik Barcelona cocina meditarránea

Pasadas las cinco de la tarde y con la persiana bajada llegaron los Chipirones rellenos de butifarra de perol y sus patitas. Nos tomamos la situación con positivismo y como una pronta merienda. Que rica estaba la butifarra de perol, un embutido de cerdo típico de las comarcas gerundenses y del Maresme (por si no la conocías). Este mar y montaña realza aún más todos sus características. Brillante. Me recordó a unos chipirones similares que preparaba el Chef Xavier Lahuerta en su fugaz participación en El Bar Barcelona.

En cocina se habían olvidado de este plato pero estaba pedido, en teoría. Al menos nosotros lo solicitamos al camarero que nos tomó nota. Lo hubiéramos disfrutado aún más si cabe si hubiera llegado al principio. Tuvimos la oportunidad de dejar nuestro almuerzo sin los chipirones pero nosotros queríamos esos chipirones, costara lo que costara. Aguantaríamos como espartanos gastronómicos hasta que nos echaran del local.

Topik Barcelona cocina meditarránea

Topik Restaurant Adelf Morales

Topik Restaurant Adelf Morales



Experiencia en Topik Restaurant, cocina del chef Adelf Morales en Barcelona

Mi experiencia en Topik Restaurant fue positiva a pesar de la tardanza en la entrega de los platos. No es más que el resultado de tener que ofrecer dos turnos por las restricciones con el restaurante a petar. Cada uno de los platos estuvo bien elaborado y ejecutado. Los ingredientes son de primera calidad y la situación de pandemia no les ha bajado la moral para intentar ofrecer su 120%. El personal fue atento y amable, pero se le veía exhausto por intentar cumplir con los dos turnos, revisar donde iba cada plato, estar al tanto de todas las mesas, etc.

Me resultó algo extresante, sobre todo por que una de las camareras resultó ser una antigua conocida mía (que tiempos). Supo disculparse por la larga demora que sufrimos en general, el primer plato que tardo 40 minutos, el despiste con los chipirones, etc. El resto del personal nos miraba en plan “pobrecillos”. Le dije que no pasaba nada y que estábamos ahí para disfrutar sin mirar el reloj.

Fuimos los últimos en recibir el último plato del día así que me alegró cerrar su cocina. Poder disfrutar de un restaurante como Topik es todo un premio. En esta situación de pandemia y colapso de la restauración he dejado de exigir, es mejor ser educado y cumplir como comensal (y gastar, que hay que gastar).

Restaurante Topik
Topik Restaurant apunto de cerrar.

Su propuesta gastronómica es fantástica y me gustan los guiños orientales, que no solo japoneses, que tienen en algunos de sus platos (en mi caso todo un plus). Pienso repetir en un futuro próximo cualquiera de sus menús de temporada (ese arroz tiene que ser catado por mis padres).

En la mesa de al lado teníamos a los televisivos periodistas Marc Giró y Santi Villas disfrutando como niños del restaurante, y tratando al personal como si fueran familia, me gustan los sitios así. Me quedé con ganas de alguno de sus gintonics.

Restaurante Topik
Esos gintonics de la mesa abandonada no eran nuestros pero nos hubiera encantado que los fueran.

Respecto a las medidas covid comentar que tienen gel en la entrada, señalizaciones por todos lados, la gente se pone la mascarilla para ir al baño y pasé algo de frío con la puerta abierta haciendo corriente con una ventana del piso de arriba a modo de ventilación.

No importaba, toda precaución es poca para poder seguir disfrutando de los restaurantes abiertos. Desconozco su aforo anterior en comparación con el actual, por lo que en este punto no puedo opinar sobre si había más o menos mesas.

Restaurante Topik
Topik Restaurant te deja con final feliz y con ganas de repetir. Nos fuimos cerrando el local.

He leído por internet que muchos no entienden que Topik Restaurant no sea Bib Gourmand o Plato Michelin, por no decir una estrella. Algunos mencionan los baños, la apariencia exterior o el espacio reducido como posible causa, a mí me pareció todo perfecto. He estado en restaurantes recomendados por la Guía Michelin en Francia que eran horribles, pero claro, era Francia.

Supongo que habrá que esperar un poco más a que tengan este reconocimiento que tampoco creo que les quite el sueño. Recomiendo visitarlo y disfrutar de sus diferentes menús, platos de temporada y sugerencias. Recuerda reservar antes, llegar con antelación y sin prisas. Mi ticket fue de 91,00€, no pedimos vino. Wow que largo me ha quedado el artículo (2.556 palabras), en fin, faltaba decirlo ¡Super Yummy!

PD. Después nos fuimos al supermercado asiático de Passeig Sant Joan a por salsa hoisin y dumplings. Culo veo….

0 comments on “Topik Restaurant

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: